¿Qué características deben tener las puertas de fábricas y entornos industriales?

La seguridad en el espacio de trabajo es fundamental para el óptimo desarrollo de la actividad laboral y para el bienestar físico y mental de los trabajadores. Uno de los elementos clave para conseguir que una instalación industrial sea segura lo encontramos en las puertas que integran el lugar, las cuales deben cumplir con unas condiciones específicas de calidad.

Comodidad de uso

La presencia de puertas de cristal y su distribución adecuada en las diferentes estancias facilita la visión y el paso a través de ellas, reduciendo la posibilidad de accidentes y contribuyendo a dar una imagen de transparencia a clientes y empleados. De este modo se favorece la creación de entornos laborales más cómodos y agradables.

Rapidez

En el día a día laboral prima la productividad y la reducción de los tiempos muertos o de espera al mínimo posible. Las puertas rápidas están especialmente indicadas para fábricas y almacenes en los que se necesita de cerramientos rápidos y automáticos que optimicen el proceso productivo y mantengan las buenas condiciones internas de un espacio.

Protección anti incendios

Las puertas de trabajos industriales y fábricas requieren de un nivel de sellado excelente para reducir y limitar el impacto de accidentes en los que el fuego es protagonista. Existe una amplia variedad de puertas cortafuegos para la industria, con opciones de que las puertas sean batientes, correderas, seccionales o enrollables para adaptarse a todo tipo de instalación.

Resistencia a los golpes y a condiciones muy adversas

Otra de las características necesarias en ambientes de trabajo con maquinaria y elementos pesados es la dureza que deben soportar los automatismos. Los puntos de carga industriales están preparados para resistir todo tipo de golpes y condiciones climatológicas, pudiendo colocarse tanto en interior como en exteriores con total confianza de que sus condiciones serán óptimas.

Los abrigos de muelles, las mesas elevadoras y las plataformas de carga están especialmente diseñadas para este tipo de emplazamientos y ofrecen una gran garantía de que aguantarán cualquier ritmo de trabajo que se les exija.